H I S T O R I A  Y  S O C I E D A D
Boletín electrónico

 


 

Realizado por Master. Manuel Antonio Navarro Brenes*

     Aclaración: Esta columna será de opinión por lo que el lector decidirá si esta de acuerdo o no con lo expuesto, es una columna totalmente subjetiva se basa en la apreciaciones del autor sobre el sitio visitado. Es preciso señalar que este no es un artículo de investigación científica, sino que constituye una pareciación que intenta contribuir a conocer sobre diversos asuntos y hacer conciencia sobre lo que sucede hoy día en un mundo globalizado y en el caso de nuestro país, altamente burocratizado y con un nudo gordiano de inmensos intereses políticos, económicos, sociales y religiosos; que lejos de permitir el trabajo eficiente de la maquinaria estatal, lo que hace es entrabarla cada vez más, permitiendo cada vez menos el desarrollo en todo sentido de nuestra querida Costa Rica.

     Esta aventura de conocer Israel y recibir un curso  en el Moriah International Center en cooperación con la Rothberg International School de la prestigiosa Universidad Hebrea de Jerusalém sobre la Israel Bíblica fue genial. En una de las reuniones realizadas en el Centro Israelita de Costa Rica, con la señora Dinorah Castillo, Directora de Cultura y Prensa de la Embajada de Israel en nuestro país, me decía dicha funcionaria que el Señor Embajador de Israel en nuestro país dice: “ … no pedimos que hablen bien de Israel sino que digan la verdad…” y eso es precisamente lo que haré.

     El día 21 de enero del 2019 arribamos al aeropuerto internacional Ben Gurión en Tel Aviv, este país posee Israel una extensión territorial de 20700 kilómetros cuadrados, menos de la mitad de la extensión territorial de Costa Rica, pues la mitad de Costa Rica representaría 25550 kilómetros cuadrados.

     De dicho aeropuerto nos trasladamos a Jerusalém a pernoctar en el hotel que nos correspondía, como llegamos de noche no pudimos observar mucho  de Tel Aviv ni del trayecto hasta Jerusalém, en nuestro medio y creo que en latinoamericano en general se ha vendido una idea completamente descabellada de que en Israel se está en constante guerra, eso no es cierto, es un pueblo pacífico, amable y acogedor en donde iraeslíes y palestinos conviven en paz, y trabajando como en toda partes del mundo para vivir dignamente y con el esfuerzo de cada uno, cierto; juntos pero no revueltos, pero eso sí tranquilamente, no como se piensa “ agarrados de las mechas”, y pasa guardando las grandes distancias lo que pasa con Nicaragua, unos pocos, que de harto conocemos, son los necios majaderos disociadores, pero los pueblos del Nicaragua y Costa Rica convivimos en paz mucho nicaraguense aporta su fuerza laboral en nuestro país y viceversa.

    Lo anterior también sucede en Israel mucho palestino aporta su fuerza laboral en Israel los pueblos son gente buena, pero allá también hay cabezas calientes palestinos que son los que detonan los conflictos, también diría que habrá uno que otro cabeza caliente iraeslí, porque como se dice aquí con el famoso refrán, “ nunca falta un borracho en una vela ” Hay que hacer notar de entrada no más , uno cambia completamente la impresión por algo que en realidad es maravilloso la belleza de sus ciudades la amabilidad de la gente y el asombroso desarrollo en todos los campos, después de la segunda guerra mundial se decía : esos increíbles japoneses, que volvieron a rehacer su economía después del horror  de las bomba atómicas, hoy hay que decir: esos increíbles iraeslíes que han convertido el desierto en vida ( precepto biblíco ) y han hecho de Israel moderno lo que es hoy, aún con el horror del holocausto. Comentario de rigor, no se puede permitir que en el mundo se vuelva a repetir esos horrores, jamás, jamás, jamás. ( Continuará…)

*Master. Manuel Antonio Navarro Brenes. Lic. en Historia, Máster en Administración de Recursos Humanos .Se desempeño en algún momento de su vida laboral como consultor de la OIM, ONU, instructor y conferencista de múltiples cursos en materia de recursos humanos a nivel nacional e internacional y con el Banco Mundial, profesor de educación primaria y secundaria en la facultad de Ciencia Empresariales del la Universidad Latinoamericana de Ciencia y Tecnología ULACIT, en la Universidad de Costa Rica y en la Dirección General de Servicio Civil ha publicado artículos y ensayos en la Revista Especializada de Servicio Civil sobre temas de recursos humanos, fungió como asesor en esa misma materia para varios ministerios e instituciones del sector público costarricense, desempeño el puesto de Vicepresidente de La Fundación de Servicio Civil para el Desarrollo y la Investigación del Recurso Humano del Estado ( FUSCIDRHE ), además de ser socio fundador. Actualmente es profesor jubilado de la Cátedra de Historia de la Universidad Estatal a Distancia. Correo electrónico: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.